13 de noviembre del 2018
La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica



Hace falta remontarse al siglo XIX para encontrar los primeros ejemplos de aprendizaje basado en proyectos en escuelas europeas. En el complejo, y a veces laberíntico, universo de las metodologías docentes ésta es aquella en la que el valor de la adquisición de las habilidades y las aptitudes es similar al de los conocimientos. Bajo esta premisa, el alumno, mediante el desarrollo de un proyecto multidisciplinar, se convierte en su propio docente.

Más allá de consideraciones puramente pedagógicas en las que no entraré, esta metodología ha sido presentada en los últimos años como una auténtica y novedosa alternativa a métodos tradicionales tachados de poco creativos e ineficaces. No deja de ser sospechoso que, a diferencia de apuestas pedagógicas como la de la Escuela Moderna de Ferrer y Guardia en la España de principios del siglo XX, este modelo no solo cuente con un apoyo mediático visible sino con un sustento institucional decidido que tiene incluso un reflejo en la normativa educativa a través de la polémica «evaluación por competencias», asumida por el gobierno central cumpliendo directrices europeas, o en los planes de estudios de las facultades de pedagogía y magisterio.

Indagando un poco en las bases teóricas de este modelo de aprendizaje podemos encontrar que sus grandes defensores son a la vez grandes críticos de las actividades escolares. Por más que resulte curioso, los centros públicos que actualmente experimentan con esta metodología envían a los escolares, en edades cada vez más tempranas, ingentes baterías de deberes para casa no con intención de reforzar la materia ya tratada en el aula sino con objeto de suplir contenidos someramente impartidos, dotando las actividades de una función errónea y haciendo recaer sobre los padres y madres una responsabilidad adicional que termina por invertir roles: se educa en el colegio y se aprende en casa, pues la devaluación del aprendizaje de contenidos en el aula hace inevitable la inflación de actividades para casa.

Elitización Escuelas La Réplica

La elitización de las escuelas en viñeta.

No puede extrañarnos los modelos de centro en los que el trabajo por proyectos tiene resultados óptimos, según valoraciones internas que en no pocas ocasiones saltan a los propios medios de comunicación, e incluso han llegado a suprimir las materias tradicionales, los deberes o los exámenes sean centros privados o concertados con ratios muy por debajo de la media, posibilidad de desdobles en el aula, una atención a la diversidad verdaderamente cubierta, con una dotación infraestructural adecuada y cuyos alumnos, pertenecientes en buena medida a entornos familiares de rentas medias y medias-altas, pueden permitirse profesores particulares o academias de estudios que limen sus carencias educativas.

La escuela pública, vapuleada de forma reiterada por la propia administración y acusada frecuentemente por la privada y concertada de mostrarse reticente a la aplicación de esta tendencia metodológica, carece de forma generalizada de los elementos antes citados por lo que en la actualidad trabajar por proyectos supone un menoscabo, más que un beneficio, para su alumnado.

Si el aprendizaje por proyectos es realmente una apuesta de las administraciones educativas, como así parece ser a tenor de las presiones que los agentes de las administraciones educativas ejercen en este sentido, no tienen más que creer seriamente en lo que postulan, aumentando las plantillas docentes a través de ofertas masivas de empleo, reduciendo significativamente las ratios, invirtiendo en infraestructuras educativas y en proyectos de innovación en centros, extendiendo los planes de apoyo y refuerzo educativo en horario extraescolar o fomentando la formación de los docentes en nuevas metodologías.

La viñeta de portada es de Galantz

The following two tabs change content below.

Sara Madrigal Castro

Licenciada en Historia (2006), profesora de Geografía e Historia en Enseñanza Secundaria.
Tags: , , , , , , , ,

Participa libremente y desde el respeto. Del debate nos enriquecemos todos.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerte una experiencia de usuario óptima. Si sigues navegando estás dando tu consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies