18 de noviembre del 2017
La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica



Hace unos días se cumplió el aniversario de la matanza de Caracas del año 1989, conocida como el Caracazo. No crean ustedes que los disturbios en Venezuela empezaron con Hugo Chávez, no, que antes, cuando gobernaba la oposición a Chávez también los había, y peores.

Conste que no defiendo a nadie, cada uno en su casa y Dios en la de todos, mi patria es España, no Venezuela, pero saco este asunto a colación porque el señor Felipe González, otrora conocido como Camarada Isidoro, pretende ejercer de abogado defensor de algunos opositores venezolanos que están en el trullo acusados de golpismo, disturbios con resultado de muerte y otras cosas feísimas, que a saber si son ciertas, pero es lo que hay.

El camarada Isidoro entiende mucho de matanzas en Venezuela, debería andar con prudencia a la hora de mentar la soga en la casa del ahorcado, porque él no ha estado en contra de todas las matanzas ni a favor de todos los opositores, no, eso solo lo hace cuando conviene al FMI. El FMI, esa especie de Garduña al servicio de la tiranía financiera mundial, responsable de la ruina de muchos países y del enriquecimiento de muchos gánsteres, en connivencia con el Gobierno de Carlos Andrés Pérez, “liberalizó” en su día la economía venezolana, imponiendo condiciones abusivas y estrangulando a las clases más pobres.

Las masas, que no tenían ya ni para comer, se echaron a las calles al hispánico modo. Manifestaciones, colas, supermercados saqueados, el ejército en la calle… Resultado: entre muertos y desaparecidos, 3.000. Repito: 3.000. En la “represión chavista” tan aireada por los medios del Movimiento van, de momento, 43, entre ellos varios policías abatidos por francotiradores. 3.000 muertos, 50 menos que en las Torres Gemelas.

¿Y qué dijo entonces el camarada Isidoro sobre semejante ataque a la democracia? ¿Acaso montó en cólera por el ametrallamiento impune de civiles que ejercían su derecho a manifestarse? Pues no. Dos días después del Caracazo, solos dos días después, cuando todavía los muertos estaban frescos, llamó a su colega Carlos Andrés Pérez y le ofreció un préstamo inmediato de 600 millones de dólares, según el diario El País de 2 de marzo de 1989, “para ayudarle en estos críticos momentos”. Nada de sanciones.

Se puede cambiar mucho en 26 años, es verdad, ahora vemos a Felipe en yates de lujo, arremolinado por rubias despampanantes. Se puede cambiar de ideas, de fortuna, de esposa… pero con la indecencia se nace. No hay cambio sino evolución. El que nace lechón se muere cochino. Presentarse como abogado de las libertades, como defensor de opositores encarcelados, como paladín de democracias, en el caso del camarada Isidoro, y más en Venezuela, es una indecencia.

Después de haber avalado aquella luctuosa y vergonzante matanza del Caracazo respaldando al Gobierno que la ejecutó, está moralmente deslegitimado para defender libertades. Pero para un fariseo ideológico, mediando los intereses del FMI, todo es legítimo.

The following two tabs change content below.

Jose Antonio Illanes

José Antonio Illanes es escritor. Trabaja en la multinacional Red Bee Media como subtitulador para sordos y audiodescriptor para ciegos. Acumula multitud de premios en el campo de la narrativa: Gustavo Adolfo Bécquer, Alberto Lista, Malela Ramos, Ciudad de San Sebastián, De Buenafuente, Gabriel Miró, La Felguera, Tomás Fermín de Arteta... Es autor de "Historias de cualquier alma", "La trastienda de la memoria" y "El azor y la zura", premio de novela Malela Ramos. Es colaborador de la revista cultural Atalaya y ahora de La Réplica.

Últimas entradas de Jose Antonio Illanes (ver todo)

Tags: , , , , ,

    5 Réplicas

  1. Mario Siles

    Excelente artículo compañero… Desde luego Felipe González cada día se retrata más como lo que siempre fue en realidad: otro lacayo del régimen y un oportunista. Seguramente se habría autodenominado fascista si con ello hubiera obtenido algún rédito en la hipótesis de nacer unos años antes (o después, al paso que vamos…).

    Que lástima que nuestro pueblo se halle tan alienado, tan desmemoriado, tan ausente. Seguiremos condenados a encumbrar líderes de barro.

  2. Daniel Bruno

    Ciertamente seria inhumano justificar los disparos a mansalva hacia la multitud que manifiesta, pero el detalle sobre el manejo mediático de esa bajada de los cerros en Venezuela, es que El Estado no supo manejar esa situación , no es fácil impedir que las personas roben y destruyan toda la propiedad ajena a su paso, es aquí donde surge el populismo alentador de la idea de que el que no tiene para comer debe robar, hurtar o matar de ser necesario para subsistir, y no solo manifestar; con el reconocimiento de esa matanza se dió inicio en Venezuela a la ideología de que el que no tiene, debe hacer lo que sea para obtenerlo, y por ello hoy en nuestro país hay institucionalmente una tendencia a justificar el delito, y amparar a quienes delinquen por que ellos tienen alguna razón sociológica y económica de premura para hacerlo; al punto que el tribunal supremo casi llega a despenalizar el hurto famélico o de poca monta. No debemos radicalizarnos en nuestras posiciones, ni tan de derecha ni tan de izquierda.. Venezuela y España viven en los extremos de las tendencias políticas mundiales , debemos cada quien impulsar el equilibrio en ello.

  3. Eduardo Menéndez

    Yo iría mas lejos con los vínculos de González y Venezuela. Gonzalez empiece a codearse con multimillonarios para luego ser parte de ellos, cuando expropia Rumasa y “vende” por 1.000 millones de pesetas Galerias Preciados al grupo Cisneros (casualmente los que controlan los medios privados de Venezuela). Pocos años después este grupo empresarial opositor al régimen” chavista “, vende la misma empresa por encima de los 30.000 millones de pesetas, lo que es un negocio redondo. Los favores se pagan y cuando González le da unos beneficios tan desorbitados a alguien es para luego recibir. Como no puede ser de otra manera vuelve el ex-presidente a los caminos por donde se hizo millonario.

  4. Marian

    Respeto a los animales. Qué es eso de que el que nace lechón se muere cochino? Cambiemos el lenguaje de una vez,morí favor. Ya quisiera el mierda ese mierda parecerse a un cerdo.

  5. Javier

    Esta Sra Marian respeta a los animales pero no a los quienes dan una opinión utilizando una cita que en el Estado Español se suele utilizar dicha acepción pues, un “cerdo” puede ser un cerdo por su forma de comer,porque se revuelve en sus excrementos. Esta Sra. de que le conoce al compañero que hace la cita?.

    Todos conocemos a los cerdos esta Sra. no conoce a quien está insultando. Sra hubiera sido más correcta si se hubiera callado porque ni siquiera ha hecho una cita del Sr. Felipe González que ese Sr. Si que se está revolviendo en las mierda generada por el capital financiero, el FMI y todos sus lacayos.

Participa libremente y desde el respeto. Del debate nos enriquecemos todos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerte una experiencia de usuario óptima. Si sigues navegando estás dando tu consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies