16 de septiembre del 2019
La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica



Juan Carlos Monedero no pasa por su mejor momento. En el ojo del huracán debido a supuestas irregularidades en el cobro de una asesoría política, el nº 3 de Podemos vive en la sombra desde que la prensa afín al establishment ha desplegado toda su artillería en su contra. Hemos querido abrir el debate y preguntar a nuestros opinólogos su posición al respecto. ¿Afectará este caso a Podemos?

Javier López Menacho (escritor y codirector de La Réplica)

El caso de Juan Carlos Monedero pone de relieve la tremenda susceptibilidad política con la que vamos a lidiar todo este año y retrata a casi todos los actores del reparto. En primer lugar al propio Monedero, que tuvo un afán de lucro por encima del rasero situado por su partido, en segundo lugar al gobierno y su tropa mediática, promulgando un linchamiento al tiempo que hace oídos sordos a la lista Falciani, y en tercer lugar a los órganos del estado, usados de nuevo con fines partidistas y capaces de entrar de lleno en el marco de la ilegalidad. Además, los restantes partidos políticos exigen explicaciones por un caso particular alejado del delito, cuando en sus entrañas esconden miserias de mayor calado. El problema de Monedero, más que con la justicia, tiene que ver con lo moral y sentimental, y en cómo esto afecte al grueso de los votantes de Podemos, que empiezan a ver cómo en su traje figura un lamparón con el que no contaban.

Rafael Rodríguez (escritor en unamovidamuyloca)

Podemos tiene un handicap: les exigimos que sean la perfección hecha partido político. Y no porque nos haya dado por ahí o porque un día tendiendo la lavadora hayamos pensado «Hombre, Podemos debe ser un partido perfecto o no le voto«, sino porque ellos se han encargado de venderse así durante toda su campaña. Y para bien o para mal, es lo que todos queremos y esperamos. O por lo menos lo que yo espero. Se llame Podemos, Pudimos o Pimpinela.

Ahora, no te puedes permitir el lujo de escaquearte de hacienda, y además, ser tan lumbreras para no percatarte de contra quien vas a jugar. ¿O es que no saben los de Podemos que tienen a medio mundo encima de ellos? Esto es como cuando fumas en un bar al cierre (cierrabares hemos sido todos), el dueño te ha dado permiso, pero si te pilla la policía se te cae el pelo igual. Sabes a lo que te atienes.

Pese a su poca coherencia y su hipocresía de cara a la situación de Venezuela que tanto ha alabado, aún así, Monedero me parecía una persona bastante inteligente y aun creo que lo es. Pero creo una de las razones que nos ha llevado al House Of Cards mediterráneo en el que estamos metidos es haber permitido este tipo de comportamientos. El mirar para otro lado, el «qué más dará, tampoco ha matado a nadie«, esa permisividad para con los partidos es lo que ha hecho que se rían como se ha reído de nosotros durante años. Y ya está bien. Basta. Estoy a favor de un cambio de verdad, y Monedero en las filas de Podemos no es un cambio de verdad. Además, bajo mi punto de vista, creo que a Podemos le viene tan bien dejar de contar con Monedero como candidato que hasta te hace pensar que esto que está sucediendo es un plan A disfrazado de B.

juan_carlos_monedero_resopla

El caso Monedero es un contratiempo para Podemos

 Alfonso Saborido (funcionario y periodista en Frontera Radio).

Reconozco que el tema Monedero no me gusta. También he aprendido con los años a no poner la mano en el fuego por nadie, pero en este tema me siento ahora mismo, inseguro. Y digo ahora mismo, porque vivimos en una actualidad tan rápida, donde la realidad es cambiante y nuestras opiniones, también. Las acusaciones que se hacen contra Monedero son graves, aunque no tan graves como el caso Bárcenas o el caso ERE andaluz. Y no es justificar la presunta corrupción, no. Es decir que la ciudadanía sabemos perfectamente distinguir un dolor de rodilla, de un dolor de muelas o de un infarto cerebral. También quien acusa no es de fiar. Hace mucho tiempo que dejé de creer a pies juntillas lo que se cuenta desde los medios convencionales que sirven más a los intereses de los dueños de sus editoriales que a la información en sí. Sin embargo, el silencio de Monedero me preocupa. Debería de atajar de una vez todas las acusaciones que se vierten contra él. Aunque también puedo entender que puede ser una estrategia, si en verdad Monedero ha cometido algún tipo de error. Podemos tiene un dilema, y cómo dilema, cualquier opción que tome es mala o menos mala. Expulsar a Monedero sería también un triunfo para los adversarios de Podemos, que les daría alas para seguir porque sabrían que esa estrategia de querer descabezar la cúpula de Podemos de una manera tan descarada como estamos viendo, les funciona. Sin embargo, un garbanzo negro no echa a perder un saco.

Podemos tiene un valor importante aún que debe preservar: es la única organización que contiene la ilusión de la gente por salir de la crisis y limpiar este país. Y la ilusión, no se puede ni se debe descabezar. En realidad, eso es lo que pretenden. Deprimir a quienes nos hemos ilusionado con Podemos, para que nos quedemos en casa, refunfuñando, tristes y no vayamos a votar, para que ganen los de siempre. El caso Monedero hace mucho ruido de una manera escandalosa en los medios del poder que miran a otro lado y guardan silencio ante otros temas no menos escandalosos. Aunque también hay cosas positivas: sabemos que por lo menos, este político tiene su dinero en España y no en otros sitios, como estamos descubriendo últimamente. De aquí a que terminen todos los procesos electorales estoy seguro que seremos espectadores de varios ‘escándalos’ todos protagonizados por los miembros de Podemos recién elegidos en sus responsabilidades de los consejos ciudadanos. Algo que los simpatizantes de Podemos saben y están vacunados y que pienso no influirá tanto para quitarle votos a Podemos y seguir con el bipartidismo, que es lo que creo que subyace en el fondo de toda esta cuestión.

Jose Antonio Illanes (escritor, subtitulador para sordos y audiodescriptor para ciegos)

El único fraude que se ha destapado con el llamado caso Monedero ha sido el de la prensa española de postín. Los grandes periódicos de tirada nacional estaban al servicio del Régimen y no lo sabíamos. Durante años. Digo los periódicos, no los periodistas. Y eso ha dolido a muchos ciudadanos. Casi tanto como la corrupción política.

Que Montoro, el enemigo público número 1 de la ciudadanía utilice los medios públicos vulnerando las leyes de privacidad para criminalizar a un enemigo político que no es ni concejal de pueblo, ha hecho que Monedero recaude una caja B de simpatizantes que el día de las elecciones darán la cara. Cualquiera que haya recibido una paralela, y diariamente son miles, hoy está alineado con Monedero.

El Caso Monedero se ha convertido ya en el caso Prensa Española. No era la prensa de la democracia, era la prensa del Movimiento, y todos lo estamos viendo con meridiana claridad. Si un señor recibe una paralela de hacienda, mañana va al banco y paga la diferencia, no es por ello un corrupto, pero si un periódico recibe una paralela de la ciudadanía lo que recibe en realidad es una sentencia de corrupción. Traficar con la información en beneficio de aquellos a los que sirves, mentir y manipular públicamente un hecho consabido, tiene una dura condena: años y años de desprecio.

The following two tabs change content below.
Avatar
La Réplica es un medio digital que analiza la actualidad sociopolítica desde un prisma crítico, comprometido, plural y honesto. Hacemos el periodismo que no le gusta a los poderosos, periodismo incómodo.
Tags: , , , , , , ,

    14 Réplicas

  1. Alberto

    El llamado caso monedero pone al descubierto muchas cosas y muy interesantes. Como son:
    La infalibilidad de los miembros más visibles de Podemos, la corrupción mediática y la desesperación de los grandes partidos y núcleos de poder ante este año repleto de elecciones.

    Hay una cuestión nada reprochable a la corta andadura de los miembros de Podemos y es que han sabido manejar muy bien los tiempos políticos. Así como dar golpes de efecto y no creo que casi nada se deje al azar. Y este tema, al que se le ha dado tanto bombo, menos todavía. Por ello, creo que habrá una respuesta pública en breve.

    Por otro lado, la cuestión que más me perturba como ciudadano «libre» es la actuación partidista de las cabezas mandatarias en el Ministerio de Hacienda. Este hecho es mucho más grave que cualquiera de las cuestiones que se le achacan a monedero. La revelación de información fiscal de ciudadanos españoles me parece de traca. Y aquí no pasa nada.

    Esto dice mucho de la altura democrática de nuestros gobernantes a los que se les llena siempre la boca con la palabra «DEMOCRACIA».

  2. David Navarro

    Aunque es verdad que el partido político Podemos atrae la ilusión y la esperanza de muchos de los ciudadanos que se rebelaron en las plazas de todo el país, y también de las que se quedaron en el sofá de su casa, pero están hartos de la situación política española, Podemos es un partido político democrático y, como tal, está abierto a la participación de gente muy diversa.
    Que Monedero o el mismo Pablo Iglesias se equivoquen una o cien veces no debería preocupar a nadie, excepto si se incurre en la ilegalidad o se incumple el programa del partido.
    De hecho, me parece escandaloso que se haya hablado tanto del caso Monedero y eso ha ocurrido porque los portavoces con poder para difundir dudas, temores y rumores han puesto toda la carne en el asador.
    Ahora bien, vivimos donde vivimos y el daño ya está hecho. Hay un sector de la población que simpatiza con Podemos a la que le ha afectado la cizaña de los poderes. Lo inteligente por parte de Podemos sería quitar a Monedero de la primera línea de batalla. Expulsarlo sería tremendamente injusto y despótico.
    No deberíamos ser hipócritas. Podemos recurre a todas las maniobras de marketing político que les resultan ventajosas, como el resto de partidos. Recordemos que horas antes de entregar las papeletas en las últimas elecciones decidieron incluir el rostro de su líder, Iglesias, porque pensaron que así llegaría a más gente, y esta decisión no se puede entender sin todo el trabajo mediático previo, ni tampoco se salva de la crítica por la que menosprecia a muchos ciudadanos que son más sensibles al culto a la imagen que al nombre del partido político, y ya no digamos de sus candidatos.
    He leído en el debate que mucha gente espera de Podemos que sea un partido perfecto, irreprochable en el manejo de la ética y, por supuesto, intachable en la legalidad.
    Considero que son los responsables de la estrategia de Podemos los que colman de expectativas su proyecto. Ahora bien, pensar que exista un partido perfecto, incluso coherente al cien por cien, es una utopía respetable, pero como todas las utopías, algo inasumible.
    A Podemos se le debería juzgar por el cumplimiento de sus promesas, es decir, se le debería aplicar el mismo rasero que al resto de partidos. Basta ya de pedirle el oro y el moro a la izquierda y contentarnos con los defectos endémicos de la derecha.
    Eso sí, a la que le salga un verdadero garbanzo negro (Monedero es sólo un garbanzo) en Podemos deberían actuar con rapidez y sacarlo de la olla. Aunque a muchos nos inspiraría muchísimo que el propio garbanzo negro se hiciera el hara-kiri. Se echan de menos actos de responsabilidad política como la dimisión… cuando toca.

  3. Averroes

    No me parece justo recurrir a que otros roban más y hacen más. Creo que PODEMOS, si no es capaz de dar una explicación que CONVENZA, debe retirarlo de la circulación. Porque la ilusión que se ha generado ha sido pregonando (que es verdad) la falta de honradez de la mayoría de los partidos políticos. Que parte de la prensa (me da igual quienes sean) le van a dar una batalla dura y van a airear todo lo que pueda hacerle daño a PODEMOS, lo tendríamos que tener descontado.
    Monedero me pareció «macarra» cuando le dijo al Ministro de Hacienda algo así como que no le tenía miedo, que lo tenía todo en regla y sus pagos hechos. Y es que ahora nos hemos enterado que evitó la citación legal ( con lo que eso significaba) y aquella misma mañana había hecho una declaración complementaria. Si se hubiera callado y mantenido (como ahora) en segundo plano, las cosas tal vez serían distintas. Lo importantes es tener conducta intachable cuando se le exisge esa condición a los demás, y sobre todo, ser coherente.

  4. Pupufo

    El Dr. Monedero hizo unos trabajos en Latinoamérica por los que facturó una determinada cantidad de dinero, y esa cantidad se la dijo a Hacienda, con sus transferencias bancarias y las facturas de su sociedad que estaba ahí a la vista de todos…No ocultó nada.

    Y eligió, aconsejado por sus asesores fiscales, una forma de tributación…

    Esto es en 2013. Podemos aún no existe y los trabajos de consultoría que realiza en los años anteriores, son unos trabajos más de los que realiza como consultor internacional…de cuya cualidad nadie ha comentado acerca de ninguna clase de permisos…Y antes de eso, escribe libros…el último de ellos ya por la novena edición…Y gana dinero…¡Claro que gana dinero!…Gana dinero con su trabajo, viaja en metro, y va en moto con su mochila y viste ropa corriente.

    Se piensa que el Dr. Monedero ha tratado de engañar a Hacienda porque nos intentan meter esa idea en la cabeza, pero no tienen ninguna prueba, ni siquiera indicios sólidos…Solo ha elegido una forma de tributar que algunos piensan que no es correcta…pero otros creen que es perfectamente admisible, como recientemente ha hecho el profesor Gay de Liébana en un programa nocturno de TV.

    http://t.co/r2NwbatJsk

    En cualquier caso, es un tema discutible que el interesado (un particular en el año 2013, cuando hizo esa declaración) tendrá que resolver de forma privada con Hacienda.

    Incluso la realizacion de una declaración complementaria no supone que acepte ser culpable de nada,

    Esta es la acusación:

    “Regularizar su situación fiscal equivale a admitir que ha hecho algo mal”

    Pues no.

    Imaginemos que nos ponen una multa de carretera de 100 euros y pensamos que no hay razón, que el policía se ha pasado, o que lo que hemos hecho y que se sanciona se puede hacer sin problemas… y el policia piensa que no y nos multa. Discutible…en todo caso, discutible. Nos vamos a casa con la papeleta…Y pensamos que hacer con ello.

    Hay dos opciones…

    a) Terminar con el asunto, darse por jodido y pagar 50 euros ya mismo. Luego, ya veremos lo que pasa, pero se cierra el expediente y solo se abrirá si YO quiero y cuando yo quiera en apelaciones posteriores. No si el Estado quiere. Yo tengo el control del procedimiento administrativo. El Estado no puede ir más allá.

    b) Recurrir la multa y obviar el descuento por pronto pago… seguir la tanda de recursos, pagar tasas, etc…con la esperanza de que al cabo de un tiempo, entre juicios contencioso-administrativos, molestias, requisitorias y 800 euros o más entre minutas de abogados y tasas… un tribunal acabe (si hay suerte) por anular la multa…¡He demostrado que soy inocente! (tiene guasa esto)…Y si no gano, pues la broma de intentar demostrar mi inocencia y honestidad, me puede haber costado 1000 euros.

    Háblele de esto a su familia, que va a tratar de exponer 1000 euros para ganar 50 y pasar un tiempo colgado de un tema…a ver que piensan de usted…

    Hasta un idiota elegiría la opción (a)…¿verdad?….Hasta uted y yo la elegiríamos…pero con la boca pequeña, diríamos…»Si, pero tengo razón»…»E Puor si muove», como creo que dijo Galileo…

    Es decir, admito formalmente una culpabilidad que no tengo porque me sale más barato y más a cuenta…pero sólo eso…FORMALMENTE.

    ¿Por qué, de entrada, la regularización fiscal que el Dr. Monedero ha realizado se relaciona con un reconocimiento de culpabilidad implícito en sus formas, en lugar de pensar que es un modo de acabar cuanto antes este asunto…y abrirlo luego a su conveniencia?…

    Hay mucho “axioma” aquí que ni de lejos tiene esa categoría, y sobre el que se basa mucho razonamiento que no debería de ser.

    Porque al hacer lo que hace, se puede intentar dominar el proceso administrativamente…opción muy razonable…

    http://noticias.lainformacion.com/policia-y-justicia/hacienda-podria-devolver-150-000-euros-a-monedero-tras-su-declaracion-adicional_GmpABJkHvA7NQ1GvjePdp5/

    Espero que le parezca suficiente, pero bueno

    Si a usted le parece que con los mimbres que se aportan a la discusión se puede hacer el cesto de que «El Dr. Monedero tiene que marcharse porque es un sinvergüenza»…

    A mi, desde luego, no…es más A determinados periodistas les tendrían que quitar el carnet de prensa…

    Examine esta noticia y vaya hasta el final, hasta la rectificación…Como verá es una AUTÉNTICA CAGADA…

    http://www.periodistadigital.com/politica/partidos-politicos/2015/02/12/carolina-bescansa-sondea-estudios-podemos-victor-rey-pablo-iglesias.shtml

    Pues aún sigue ahí en estos momentos, no la han quitado para que esté indexada en google y genere «clics» con los que ganar dinero. Esa es la filosofía admitida de Alfonso Rojo…decir lo que sea de Podemos, sea verdad o mentira…para generar ingresos.

    Este tipo de periodismo, es el que está haciendo daño a Podemos, no la conducta del el Dr. Monedero.

    Espero que esto le baste. Yo no tengo nada más que añadir.

  5. Averroes

    ¿Tan dificil es para Monedero declarar todo en una rueda de prensa, admitiendo preguntas de quienes sepan del sistema tributario? Pues que lo haga y aquí paz, y después gloria.

  6. Averroes

    Pues ayer compareció y a mi no me convenció en absoluto. Pero no quise hacer comentario alguno porque podía ser una impresión personal no objetiva o coincidente. Pero hoy, sábado, he visto una docena de periódicos (en papel y digitales), y NINGUNO acepta como suficientes las explicaciones que dió Monedero.
    No se puede tardar tanto tiempo para no demostrar nada, salvo exhibir un victimismo innecesario que recuerda a Artur Mas cuando se ve acosado y habilmente dice que los que le critican van contra los catalanes.
    Y, creedme si os digo que esperaba a Monedero con documentación suficiente para callar a todos los que lo ensartaron cuando apareció la noticia. Para enseñar únicamente una factura que debía tener en su poder antes de que saltara la polémica, no era menester tanto tiempo. Por cierto que el periódico El Mundo apunta diciendo que hay una diferencia entre lo cobrado y la factura que asciende a 150 euros… muy raro.
    Lo que no me trago, desde luego, es que le encargaran el trabajo -según dijo- en 2011 (cuando no existía la Empresa), facturara en 2013 y cobrara también lo que restaba hasta terminar el supuesto trabajo en 2014.
    Lo lamento, pero es muy burda la respuesta para que me la trague.

  7. Javier López Menacho

    Averroes, respeto que no te lo tragues. Pero que leas los periódicos para tomar una referencia me parece de chiste. Pero si los periódicos están compradísimos. Si el 80 o 90% de periódicos de este país tienen que ver con los 2 grupos de comunicación de más poder económico. Para mí Monedero estuvo medianamente bien. A ver quién se somete a un tercer grado cara a cara como el que se ha sometido Monedero. ¿Monago? ¿Rajoy? ¿Cospedal? ¿Sánchez? Ni uno. Dicho esto, no entierra la sensación de que había ánimo de lucro y triquiñuela legal. Al final, la sensación es que cada uno permanece en el punto de partida. Y que daba igual lo que dijera Monedero.

  8. Averroes

    Javier, que los periódicos (y por ende los periodistas) están comprados, lo sé. Leí el primer número de El Pais y continuamente hasta 2009. A partir de ahí, dejé de leerlo y me trasladé a El Mundo. Ya, no compro ninguno de los dos, pero los leo (por encima) si los encuentro en las cafeterías en las que diariamente tomo un café «con prensa».
    Pero ratifico que Monedero, en su comparecencia no me convenció en absoluto. Esa es mi impresión. Y estaba predispuesto a que diera alguna explicación solvente. A mi juicio, no lo hizo. Y solo puedo decir eso. Por este incidente o accidente, no puedo ni voy a descalificar a Podemos. En absoluto.
    Gracias por permitir que de mi opinión. Y gracias por estar La Réplica. Es impagable.

    • Javier López Menacho

      Lo que me refería Averroes, es que no sirve ya como vara de medir. Para mí, con el tiempo, el debate ha quedado muy bien perfilado en esta misma página y comentarios. El sentir de la calle 🙂 A mi juicio Monedero tuvo ánimo del máximo lucro, algo que mucha gente hace, por otro lado. Sus explicaciones han quedado tibias, pero me parece por encima de la mayoría de políticos. A Podemos le van a salir más manchas, seguro, por la propia condición humana.

  9. Manuel Guerrero

    El problema de Monedero es que no es un empresario al uso donde su objetivo sea el lucro personal, y eso no se lo perdonan sus adversarios políticos que ven peligrar sus intereses. La creación de sociedades para evitar impuestos es una práctica generalizada por todos, pero no es tolerable para personas que tienen un contenido ideológico de izquierdas, de distribución de la riqueza, el cobro de esas cantidades en otros conceptos ideológicos sería una muestra de éxito personal y profesional.

Participa libremente y desde el respeto. Del debate nos enriquecemos todos.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerte una experiencia de usuario óptima. Si sigues navegando estás dando tu consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies