16 de octubre del 2019
La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica La Réplica



Yo creo que el oficio de mafioso vuelve fino a quien lo ejerce, y cuando se instala en el poder y dicta leyes, más. Los gánsteres especializados en política se vuelven sensibilísimos a los insultos, a los titulares de prensa con sus nombres, a las voces del populacho y a los dictados de la lógica, constreñida por el refinamiento derivado del ejercicio continuado del gansterismo. Esta carencia de luces, de humano raciocinio, incrementa su visibilidad hasta equipararlos al langostino mantis australiano, que para asombro de la ciencia percibe colores desconocidos para los humanos. Son capaces de ver la paja en el ojo ajeno sin ver la viga en el suyo. Celtiberia es ahora el paraíso de una subespecie del langostino mantis: Gonodactylus smithii politicastrus. Muy agresivo.

Hace poco entró un señor en un banco de Galicia a sacar los restos de su escuálida cartilla y le dijeron que nanai, que la tenía en rojo por culpa de comisiones y otras mandurrias bancarias. El señor gritó, saltó el mostrador, abrió un cajón, cogió cinco euros y salió pitando de la sucursal. Resultado: dos años de cárcel y porque confesó, si no le cae la perpetua. Los gánsteres de las tarjetas black están en la calle chuperreteando gambas a costa de los impuestos del señor de los cinco euros. Así de escrupulosa es la ley cuando la dicta un langostino mafioso de estos.

Ayer le tiraron la caballería a Errejón, al de las gafitas de Podemos. Resulta que el chaval cobraba 1.100 euros líquidos por investigar para la universidad, pero investigaba en su casa rodeado de libros, como todos. Y hasta ahí podíamos llegar. Además, ¿cuándo se ha visto que los intelectuales cobren en este país? ¡Y dinero público, como si fueran diputados! De nada ha servido que los directores de la UMA lo defiendan y contradigan la noticia con papeles. Incluso el PSOE-A, escandalizado, “exige” una investigación a fondo para llegar a las entrañas del delito, después de bloquear un pleno extraordinario sobre los ERE (1.400 millones de euros). Lo mismo que la Tacones o el langostino mantis.

Pero ahí están unos y otros, en las profundidades malolientes de nuestras estructuras democráticas, gansterizados, como la Tacones, viendo la paja en el ojo ajeno a través de una viga en el suyo, dictando leyes infames, puteando a todo dios, encerrando a un ciudadano por cinco euros y criminalizando a un investigador por dar caña, y son tan peligrosos como el langostino mantis, que te lanza un picotazo traicionero a una velocidad de 350 m/s, como una bala del calibre 22. A ver si en uno de esos faraónicos viajes que no explican, algún golfo se encuentra un langostino de estos en una playa exótica y le arrea un viaje en los huevos a 350 m/s. Aunque sea en diferido.

The following two tabs change content below.
Avatar

Jose Antonio Illanes

José Antonio Illanes es escritor. Trabaja en la multinacional Red Bee Media como subtitulador para sordos y audiodescriptor para ciegos. Acumula multitud de premios en el campo de la narrativa: Gustavo Adolfo Bécquer, Alberto Lista, Malela Ramos, Ciudad de San Sebastián, De Buenafuente, Gabriel Miró, La Felguera, Tomás Fermín de Arteta... Es autor de "Historias de cualquier alma", "La trastienda de la memoria" y "El azor y la zura", premio de novela Malela Ramos. Es colaborador de la revista cultural Atalaya y ahora de La Réplica.
Avatar

Últimas entradas de Jose Antonio Illanes (ver todo)

Tags: , , , , , ,

Participa libremente y desde el respeto. Del debate nos enriquecemos todos.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerte una experiencia de usuario óptima. Si sigues navegando estás dando tu consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies